¿Qué hacían algunos de los escritores más famosos del mundo a los 20 años?

No solemos pensar en escritores como Franz Kafka, Samuel Beckett o Toni Morrison a los veintitantos años. Sin embargo, antes de tomar su lugar en el salón de la fama literaria, estos autores atravesaron el mismo camino de la insignificancia y la duda en la que los millennials se encuentran actualmente.

Las experiencias de estos escritores te inspirarán y, si eres un aspirante a escritor, te dará una patada de motivación.

Samuel Beckett

samuel

La carrera de escritor de Beckett inició a los veinte años, cuando estuvo bajo la tutela del antepasado de la modernidad: James Joyce. Beckett asistió a Joyce en una investigación, y su primera obra publicada, escrita en 1929 a la edad de 23, fue un análisis crítico del autor de Ulises titualdo “Dante… Bruno. Vico… Joyce”.

Franz Kafka

kafka

La infelicidad de Kafka durante sus veintes va a resonar con cualquier escritor que lucha por centrarse en su oficio mientras busca mantenerse a sí mismos con un trabajo de tiempo completo. A partir de los 24 años realizó diferentes trabajos, que incluía el manejo de reclamaciones de seguros y co-gestión de una fábrica de amianto. Dado su compromiso con su escritura, y una marcada aversión a la interacción social, Kafka resintió el trabajo, a pesar de que le ayudó a evadir el servicio militar en 1915. De cualquier forma, durante sus horas libres escribía una novela: Amerika, que fue publicada en 1912, cuando Kafka tenía 29 años, y sigue siendo una de sus obras más leídas.

Stephen King

sking

La carrera en la escritura de King tuvo un comienzo poco auspicioso. Después de graduarse de la Universidad de Maine en 1970, el escritor de suspenso se ganaba la vida haciendo trabajos como obrero, al mismo tiempo que vendía historias cortas para revistas de hombres. Desarrolló un problema con la bebida, y de hecho mandó a la basura el manuscrito de su primera novela publicada, hasta que su mujer lo recogió y lo convenció para enviarla a los editores. Esa novela, Carrie, fue publicada en 1973, cuando King tenía 26. Con la obra obtuvo solamente 400,000 dólares en derechos de autor y sigue siendo una de sus obras más queridas.

Susan Sontag

sontag

Alrededor de sus 24, Susan Sontag ya se había casado, tenía un hijo, y se había establecido en el ambiente académico de Cambridge, Massachusetts. A pesar de lo cómoda que parecía su vida, Sontag sabía que su verdadera ambición era escribir ficción. Así, a mediados de sus 20, voló a París, donde se encontró con diferentes escritores y pensadores que la hicieron desarrollar el enfoque crítico idiosincrásico que la haría una sensación intelectual en los Estados Unidos. Su gran oportunidad llegó finalmente a los 31 años, cuando publicó su famoso ensayo de 1964, “Notes on ‘Camp”.

Ernest Hemingway

hemingway

Poco después de casarse con su primera mujer en 1921, un Hemingway de 23 años de edad se trasladó a París, donde el movimiento modernista estaba en pleno apogeo. A pesar de que trabajó como corresponsal en el extranjero para ganar dinero, su verdadera ocupación (como se documenta en su libro de memorias A Moveable Feast) era desarrollar su estética y cimentar su lugar en lo que se conocería como la “generación perdida”. Publicó su primera novela, The Sun Also Rises, en 1926, a la edad de 27.

Toni Morrison

toni-morrison

La autora ganadora del Premio Nobel por Beloved y Sula comenzó su carrera literaria como académica, y la mayor parte de sus veintes se dedicó a estudiar o enseñar en las universidades. Después de graduarse de Howard en 1953, pasó a obtener su maestría de la Universidad de Cornell, donde escribió una tesis sobre el tema del suicidio en la obra de William Faulkner y Virginia Woolf. Regresó a Howard a la edad de 26 para enseñar Inglés, y fue durante este tiempo que comenzó a desarrollar la idea para su primera novela, The Bluest Eye. La novela no se publicó sino hasta 1970, cuando Morrison tenía 39.

George Bernard Shaw

George Bernard

Shaw, al igual que muchos veinteañeros, pasó varios años en la monotonía de la oficina. A los 14 años dejó la escuela para trabajar en la oficina de un administrador de fincas, y siguió apoyándose a través de trabajos de día hasta la edad de 23, cuando dejó su puesto en la Compañía de Teléfonos Edison para ir a vivir con su madre en Londres y escribir. Su primera obra, Widower’s House, no se estrenaría hasta 16 años después.

Scott Fitzgerald

Scott Fitzgerald

A los veinte años, durante su estancia en Alabama durante el final de la Primera Guerra Mundial, Fitzgerald se enamoró de Zelda Sayre. Para ganar su mano en matrimonio, Fitzgerald tuvo que demostrar que podía apoyarla económicamente. Su primer intento en el empleo lucrativo fue como un redactor de publicidad en Nueva York, el cual fue un fracaso, y como resultado, el compromiso se puso en espera. Pero cuando Fitzgerald publicó su primera novela, A este lado del paraíso, a los 23, la familia de Zelda finalmente dio su bendición.

Jeannette Walls

escritores-9

La autora de The Glass Castle disipa la idea de que el trabajo periodístico de semi-mala calidad no puede allanar el camino para la buena escritura. A partir de los 27 años, Walls tenía una columna en una revista, antes de convertirse en la voz de la columna de chismes de MSNBC, “Scoop”.

James Baldwin

james baldwin

En 1948, queriendo escapar del perjuicio desenfrenado contra los negros y los gays en Estados Unidos, a los 24 años James Baldwin se fue a París. A pesar de que podría permanecer en Francia durante la mayor parte de su vida adulta, la distancia le ayudó a ganar perspectiva sobre su vida de vuelta en Nueva York. Publicó su primera novela, Ve y dilo en la montaña, cuando tenía 29 años.

Vía Bitesenimagen