La noche de enfrente: filme póstumo de Raúl Ruiz

cannes-65-quinzaine-la-noche-de-enfrente-raul-ruiz-00

Raúl Ruíz siempre se ha destacado por la delicadeza en la ejecución de sus obras; el contexto fraterno de la familia imperfecta, los nuevos amores, los pensamientos infantiles que muestran ese mundo inquietante de los niños  y, por supuesto  aquél revés que hace de las historias de sus películas , una sorpresa constante. “La noche de enfrente”, película póstuma del destacadísimo autor chileno, no fue la excepción.  Según la descripción original de la sinopsis de  ésta, la cinta cuenta la historia  de  “Don Celso”, un viejo jubilado que espera su muerte inminente, a medias temida, a medias provocada; se pasea por una ciudad a medias real, a medias soñada. Reviviendo escenas de su infancia, a veces reales, a veces inventada. El film cuenta el paso del ensueño a la pesadilla.

El cineasta crea pasajes excepcionales, como el instante en que don Celso desliza su mano por encima de las botellas en las que guarda sus veleros en miniatura y la flauta ayuda a crear un clima inefable, logro propio de un cine que conecta las dimensiones físicas de la puesta en escena con el aire que flota en la habitación.

El montaje quedó listo en agosto del 2011, cuando Ruíz  fue a parar al hospital, afectado de una infección pulmonar,  un mal que finalmente se llevó a uno de los directores más ingeniosos, legendarios y respetados de nuestro país.

La cinta, que fue filmada en apenas un mes durante el 2011 en el norte de Chile (Antofagasta) y en el Barrio Yungay (Santiago), que fue financiada mayoritariamente con platas locales (Consejo Nacional de la cultura) y que es protagonizada por Christian Vadim, Valentina Vargas, Sergio Hernández, entre otros. Ruiz al momento de filmar la cinta ya había sido diagnosticado de cáncer al hígado, incluso en el 2011 se había sometido a un trasplante, pero según recuerdan quienes estuvieron presenten en las filmaciones, el director nunca perdió su ánimo inverosímil y buen humor.

La cinta fue exhibida en mayo de 2012 en el prestigioso Festival de Cannes, y  fue recibida con una sala repleta y con lágrimas por parte de los asistentes. Además, el filme, cuya música fue compuesta por el músico chileno Jorge Arriagada, el brazo derecho de Ruiz a la hora de musicalizar sus filmes, cuenta con planos secuencias que han sido elogiados por la crítica especializada.

Por último, Valeria Sarmiento,  su fiel amiga y esposa, tomó una decisión más que plausible, ya que cuando han pasado los créditos y terminado la canción, se oye la voz de Raúl Ruiz que dice ‘Coupez’ (Corten). Voz que le pone un punto suspensivo a todo lo que fue y será este artista majestuoso.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.